El clip, dirigido por Jonas Akerlund, está ambientado en un mundo después del apocalipsis, destrozado y habitado por muy pocos. A pesar de la tragedia que supondría un desastre como el que se propone en el vídeo, Madonna saca tiempo y energías para bailar con uno de los supervivientes, el actor Terrence Howard. El tema está producido por el canadiense Billboard (Britney Spears, Kesha, Robyn) y compuesto por la misma Madonna junto con Jason Evigan, Evan Bogart y Sean Douglas.

Hay noticias de un remix de esta canción a mano de Don Diablo por lo que estamos seguros de que Ghosttown será borrón y cuenta nueva de su anterior sencillo Living For de Love.