“Ticketmaster no ha sido capaz de deshacerse de los reventas porque ha estado trabajando con ellos”. Esto concluye una demanda judicial colectiva recibida por la compañía en un tribunal de California el pasado viernes, como informa The Hollywood Reporter, que al contactar con Ticketmaster no ha recibido respuesta o declaraciones oficiales.

La demanda se ha cursado después de que algunos periodistas canadienses de CBC y Toronto Star se infiltraran en una convención de música en directo en Las Vegas como reventas. Según sus informaciones, algunos representantes de Ticketmaster les dijeron que la compañía no solo ignora a los reventas que usan bots e identidades falsas para comprar entradas sino que los alentan y les facilitan el trabajo dándoles acceso a través de un software llamado TradeDesk. Por el contrario, Ticketmaster se refiere a los reventas públicamente como “competencia desleal”, cuando “en secreto, permiten su labor en el mercado secundario”. La denuncia también incluye a la empresa relacionada con Ticketmaster Live Nation. Dos senadores de Estados Unidos, Jerry Moran y Richard Blumenthal, han enviado una carta a Live Nation pidiendo que aclaren el programa.

La noticia contrasta con las últimas medidas públicas contra la reventa que han emprendido algunos artistas que trabajan con Live Nation y con Ticketmaster. Es el caso de Ed Sheeran, ahora mismo la persona que más discos vende a nivel mundial, que ha sacado a la venta las entradas para su próxima macrogira de manera nominal precisamente para evitar la reventa.

Además, este verano Ticketmaster anunciaba el cierre de su plataforma oficial de reventa Seatwave, anunciándose otra en la que solo se podrían revender entradas al precio original o menor. Esto escribían en su blog: “Cerramos Seatwave. Así es; hemos oído vuestras peticiones y os hemos escuchado: las webs de mercado secundario ya no os convencen y sabemos que estáis cansados de ver como otras personas compran entradas solo para venderlas y obtener un beneficio económico. Todo lo que queremos es que tú, el fan, puedas comprar entradas para el espectáculo que desees. Por ello, vamos a lanzar una plataforma de intercambio entre fans dentro de Ticketmaster, donde fácilmente puedas comprar o vender las entradas que no puedas utilizar al precio que originalmente pagaste o menor. La nueva web verá la luz en toda Europa a principios del próximo año. Pero desde hoy, no se darán de alta nuevos eventos en Seatwave. Estamos muy emocionados con la posibilidad de hacer las cosas más fáciles en el mundo del ticketing. Para que tú solo tengas que pensar en las increíbles experiencias que vivirás y nunca olvidarás”.