No hay cosa que diga o haga Cristina Pedroche que no tenga repercusión. Esta vez se trata de un vestido -y no es el de Nochevieja- el que ha causado furor hasta el punto de agotarse en tan solo una hora.

La presentadora acudió hace unos días al cine para ver Padre no hay más que uno, la nueva película de Santiago Segura.

"El cine sin palomitas no es cine, y yo sin que me las coma antes de entrar no sería yo", comentó en Instagram en un texto que acompañó con una fotografía de ella comiendo palomitas antes de entrar a la sala.

Pero lo que llamó la atención de sus seguidores no fue otra cosa que su outfit, un ajustado vestido de punto en color negro de la firma Capriche que, por lo que vino después, muchas quisieron tener también en su armario.

Según varios portales especializados, el vestido se agotó en tan solo una hora en la web de la firma. No obstante, la misma versión de la prenda pero en color marrón todavía está disponible por 39,90 euros.